El cáncer en lo alto de la agenda europea

6923

Se trata de una de las 5 misiones que la Unión Europea tiene hasta 2030. Son iniciativas que respaldan la trasformación de Europa en un continente más ecológico, saludable, resiliente e inclusivo. El cáncer comparte prioridad con el cambio climático, recuperar las aguas del continente, la transformación digital o la recuperación económica.

Y es una misión que se apoya en muchos programas distintos con un único objetivo: mejorar la vida de las personas afectadas de cáncer de aquí a 2030.

En este contexto, los eurodiputados Dolors Montserrat, Nicolás González Casares y Margarita de la Pisa expusieron su visión durante la Jornada “Cáncer NOW: Una urgencia vital” promovida por Fundación ECO.

El Dr. Rafael López, presidente de Fundación ECO, moderó la mesa en la que se ha puesto de manifiesto que la Unión Europea quiere que las cosas cambien. De la exposición de los tres miembros del europarlamento se deducen muchas cosas. Lo primero es que cuando se juntan esfuerzos y se apartan los intereses distintos del objetivo, el resultado siempre es el deseado.

Nadie dice que el desencuentro político entre los partidos que se vive actualmente vaya a desaparecer, a la vista de cómo se desarrolla la política en España. Pero parece que en Bruselas y Estrasburgo, sedes de las sesiones del Parlamento Europeo, se ocupan más de las cosas que unen y son buenas para los europeos, que de las diferencias, al parecer, insalvables. Ocuparse de que las cosas funcionen ofrece beneficios a la sociedad. Y una de ellas es el plan de cáncer.

La oportunidad de España

Dolors Montserrat, del Partido Popular Europeo ha sido muy clara al respecto. “España tienen que aprovechar la oportunidad” en referencia a la presidencia europea de julio de 2023.

Nicolás González Casares, de la Alianza de Socialistas y Demócratas ha señalado que “es el momento de que esta enfermedad sea una prioridad”.

Margarita de la Pisa, de Conservadores y Reformistas Europeos ha declarado que “será estupendo que España ponga la salud y el cáncer como prioridad de la presidencia europea”.

Por tanto, parece que tres grandes bloques en Europa que corresponden con los tres primeros partidos del Congreso de los diputados en España, el 75% de todos los diputados del Congreso, pueden trabajar juntos en hacer estos deseos realidad. Y creo que el resto de grupos parlamentarios seguro que no eluden trabajar por una realidad en la que todos estamos implicados, como es el cáncer.

El cáncer afectará a 3 millones de europeos

La diferencia con el cáncer es que su curva de morbimortalidad, a pesar de que es la segunda causa de muerte, sigue una tendencia ascendente. De aquí a 2030, un total de 3 millones de personas padecerán cáncer en Europa. En determinados grupos de edad, ya es la primera causa de muerte.

Que el 40% de los cánceres sean prevenibles y que la esperanza de vida esté incrementándose es algo positivo. Pero la incidencia y prevalencia del cáncer sigue subiendo. Sólo en España, vamos camino de llegar a los 300.000 casos anuales, como aseguró el Dr. Rafael López.

Efectivamente, en la actualidad hasta que el 70% de las personas con cáncer sobreviven. Y todo esto es posible por las estrategias de prevención, diagnóstico precoz y la innovación. Estas cuestiones están abordadas en la Estrategia Nacional de Cáncer en España y pueden contar con el apoyo y recursos del Plan Europeo contra el Cáncer, que movilizará hasta 4.000 millones de euros.

Pero lo que es preciso es que exista alineamiento entre las prioridades europeas y las de España como país miembro. Especialmente relevante es la extraordinaria oportunidad que representa la presidencia española de 2023, y el ministerio de sanidad puede ahora definir con más claridad sus planes para que España sea una parte activa de ese Plan Europeo de lucha contra el Cáncer.