El Ministerio de Ciencia e Innovación, junto a cinco comunidades autónomas (Cataluña, País Vasco, Galicia, Castilla La Mancha y Extremadura) impulsarán las terapias avanzadas y la medicina de precisión a través de la ciencia y la innovación mediante el Plan Complementario de Biotecnología. Se trata de un programa de investigación cogobernando y cofinanciado con un presupuesto total de 32 millones de euros. Esto es, al 50 por ciento entre Gobierno y las CC. AA. implicadas, además de los recursos propios que aportará Galicia a su participación en este programa.

La ministra del ramo, Diana Morant, ha explicado que estos planes son “una innovación en política científica y un ejemplo de cogobernanza”. “Este ejercicio de coordinación científico-técnica no tiene precedentes en nuestro sistema y se consolidará en la reforma de la Ley de Ciencia, Tecnología e Innovación”, ha asegurado.

“Con este compromiso entre el Gobierno y las CC. AA., la ciencia demuestra su gran poder de cohesionar territorial, económica y socialmente nuestro país”, ha añadido.

El objetivo así es impulsar la I+D+i en la biotecnología aplicada a la salud para avanzar hacia tratamientos individualizados. “Con este proyecto, el Gobierno y las comunidades autónomas participan en la revolución de la medicina, creando los instrumentos que contribuirán a que todas las personas puedan acceder a la medicina personalizada de precisión en nuestro país”, ha destacado la ministra de Ciencia e Innovación.

Este Plan creará instrumentos que contribuirán a que todas las personas puedan acceder a la medicina personalizada de precisión

En el marco de este plan se trabajará para fomentar el área de la biotecnología, que está detrás de avances científicos destinados a garantizar la salud de las personas como las terapias avanzadas CAR-T.

En concreto, despliega seis grandes líneas de actuación: la criomicroscopía electrónica aplicada a la medicina personalizada; la implementación y análisis de bases de datos en medicina de precisión; la plataforma de cribado de fármacos y análisis interacciones fármaco-diana; el desarrollo de modelos biológicos para cribado y estudio de la actividad de moléculas terapéuticas; el desarrollo de nanofármacos, biodistribución, toxicidad y acciones terapéuticas en modelos de patología; y las técnicas y procesos para terapias avanzadas y dirigidas, formación quirúrgica y robótica médica.

Integrado en el PERTE

Este plan complementario está integrado en el PERTE para la Salud de Vanguardia, el cual ya cifró su previsión de inversión en al menos 1.469 millones de euros en el periodo 2021-2023, con una contribución del sector público de más de 982 millones de euros y una inversión privada estimada inicialmente en cerca de 487 millones de euros.

Los Planes Complementarios son una nueva herramienta para la puesta en marcha de programas de investigación en áreas estratégicas, cogobernados y cofinanciados con las CCAA. Estos planes permitirán establecer colaboraciones y alinear los esfuerzos de la administración central, las comunidades autónomas y los fondos europeos ante retos clave de nuestro país, respondiendo a los criterios de la UE para la aplicación de medidas transformadoras para nuestra economía en el Plan de Recuperación.

En total, se han previsto ocho Planes Complementarios, que movilizarán 444,7 millones de euros hasta 2025, de los que el Ministerio de Ciencia e Innovación financiará 285,3 millones de euros, el 64 por ciento del presupuesto total, y las CC. AA. el 36 por ciento restante, con 159,4 millones de euros.


También te puede interesar…