Premios BiC 2020

El Pacto por la Sanidad volverá al Congreso. Y lo hará dentro de la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica que preside Patxi López. Esta Comisión ha aprobado la composición de cuatro grupos de trabajo. Será dentro del grupo de Sanidad y Salud Pública, coordinado por Isabel María Borrego —diputada popular y secretaria segunda de esta Comisión— donde se abordará el enésimo intento de Pacto. Así se desprende una interpelación lanzada por el PP al ministro de Sanidad, Salvador Illa, en el Pleno del Senado.

La resurrección del Pacto sucede en el momento en el que, políticamente, es más difícil de conseguir. Pero las circunstancias obligan, y al mismo tiempo, el momento actual lo hace más necesario que nunca. El ministro fue muy claro al asegurar: “Creo que hay que llegar a un pacto de Estado para reformar el SNS”.

No es la primera vez que lo dice. El 24 de abril, en unas declaraciones públicas, el ministro animaba a “avanzar” en un Pacto por la Sanidad “tras vencer” a la  Covid-19. Esto ha motivado una pregunta registrada en el Congreso por el Grupo Parlamentario Popular. Sus diputados se han interesado por las líneas de trabajo prioritarias de ese Pacto por la Sanidad, además de por los actores con los que el Gobierno tiene pensado consensuarlas y el marco temporal previsto.

El ‘Pacto Cajal’ del PP

Illa tampoco es el único que aboga por el Pacto. Por otro lado, consciente de que hay que “fortalecer el sistema sanitario con suficiencia sanitaria”, el PP ha presentado su propia propuesta de acuerdo. Lo ha llamado “Pacto de Estado Cajal por la Sanidad”. Sus líneas fueron presentadas en la Cámara Alta por el senador Antonio Román, que aprovechó una interpelación al ministro para interesarse por la voluntad del Gobierno de firmar un Pacto de esas características.

El Pacto Cajal por la Sanidad no solo persigue fortalecer el sistema sanitario. Es también, dice el PP, un pacto para proteger lo sociosanitario, potenciar la investigación y la industria sanitaria nacional. “Es necesaria la coordinación efectiva con las comunidades autónomas y no la descogobernanza y la subasta actual entre comunidades autónomas. Un sistema sanitario en el que es necesaria la potenciación de la salud pública y la constitución de una Agencia Nacional de Salud Pública y Calidad Asistencial. Un sistema sanitario en el que también es necesaria la potenciación de la atención primaria en coordinación con la hospitalaria”, añadió el senador popular.

Las siete claves del Pacto por la Sanidad, según el Gobierno

Illa agradeció la propuesta y animó al PP a defender los términos de este Pacto por la Sanidad en la Comisión para la Reconstrucción. Pero también aprovechó para lanzar siete claves que, en su opinión, sería inevitable abordar conjuntamente. Son éstas:

  • Reforzar la financiación del SNS para que disponga de unos recursos equivalentes al 7 por ciento del PIB. “No es un gasto, es una inversión”, declaró Illa. “Hagamos un esfuerzo para asegurar una financiación adecuada del Sistema Nacional de Salud”, invitó.
  • Reforzar los mecanismos de salud pública. El Ministerio apuesta por hacerlo desplegando la Ley General de Salud Pública de 2011.
  • Reforzar la Atención Primaria y comunitaria. Sanidad valora como “absolutamente indispensable y necesaria” la labor de prevención.
  • Transformar el SNS en la línea de la digitalización. Conseguir las mejores herramientas tecnológicas ha sido apuesta del ministro antes incluso de la emergencia sanitaria. El Libro Blanco sobre la Digitalización fue uno de los grandes anuncios de su primera comparecencia.
  • Preparar el SNS para posibles rebrotes de la Covid−19. Las líneas aquí serían varias: desde la puesta en marcha de mecanismos eficaces de detección precoz hasta el refuerzo de las capacidades de fabricación, pasando por la creación —actualmente en marcha— de una reserva estratégica de productos.
  • Cuidar de los que nos han cuidado. Es decir, de los profesionales sanitarios, dotándoles de las mejores herramientas y el material necesario.
  • Abordar los retos de la cronicidad y de los nuevos medicamentos. Sanidad considera fundamental involucrar más a los pacientes y a los ciudadanos en este punto.

Así trabajará el grupo de Sanidad y Salud Pública de la Comisión para la Reconstrucción

Algunos miembros de la Comisión para la Reconstrucción. Entre ellos, la ‘popular’ Ana Pastor.

 Los cuatro grupos de trabajo de la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica se corresponden con los cuatro objetivos concretos de este órgano: sanidad y salud pública; reactivación económica; políticas sociales y sistema de cuidados y Unión Europea.

El objeto del primero, según el Plan de trabajo publicado en la web del Congreso, es analizar la situación del sistema sanitario y de salud pública y concretar medidas para el fortalecimiento del SNS y sus planificaciones futuras —incluyendo aquí las condiciones de salud pública y bienestar a establecer en las residencias de personas mayores—, y reforzar el sistema de Salud Pública, en particular, su capacidad de vigilancia, antelación y respuesta ante eventuales emergencias sanitarias, atendiendo a la experiencia de la presente crisis.

El grupo de trabajo que discutirá los nuevos términos de un Pacto por la Sanidad estará formado por 20 miembros. El orden del día del grupo de trabajo será fijado por la coordinadora. Tras decidir el Índice de los Temas a tratar, el debate de cada Tema tendrá un formato equivalente al de las Proposiciones No de Ley. Los grupos de trabajo están abiertos a las comparecencias de expertos. Asimismo, estarán abiertos a recibir y considerar documentos de análisis y propuestas que pudieran surgir de cualquier entidad o de la ciudadanía.

También te puede interesar…