Á. De Rueda Madrid | viernes, 20 de abril de 2018 h |

La vacunación de la población adulta lleva tiempo como tema en el candelero. Un calendario vacunal para adultos lograría disminuir la morbilidad, la incidencia de infecciones prevenibles y su gravedad y generaría ahorros al Sistema Nacional de Salud (SNS). Este fue el tema de la sesión organizada por la Fundación Ciencias de la Salud con la colaboración de GSK: ‘Prevención de enfermedades en el adulto: vacunas, hacia un calendario vital’.

“Estamos trabajando en el documento de recomendación de la vacunación en grupos de riesgo y adultos sanos, el documento está en fase interna y pasará a sociedades científicas a a los demás agentes implicados”. Así lo anunció Aurora Limia, jefa de Área de Programas de Vacunación del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad (MSSSI). El proceso está en marcha y se espera que para este 2018 haya un documento consensuado y único en el que se recojan las recomendaciones de vacunación para adultos. La idea es formar dos grupos de trabajo sobre enfermedad neumocóciga y herpes zóster, con lo que podrían lanzarse dos documentos, explicó.

Limia puntualizó que “no hay diferencia entre los calendarios vacunales de las CCAA”. Como técnico del MSSSI, añadió que “las recomendaciones se aprueban en el Consejo Interterritorial y algunas CCAA deciden cambiarlas, es una decisión política”. Según ella, “es necesario que se apliquen esas recomendaciones y para ello, hace falta decisión política”, insistió.

La gripe, imprevisible

Raúl Ortiz de Lejarazu, director del Centro Nacional de Gripe, planteó que el monto económico de la gripe, supone tres cuartas partes de las enfermedades prevenibles. Su valoración de la pasada campaña de gripe es bastante negativa. “La realidad es muy penosa, seguimos sin remontar en las coberturas”, afirmó. Así, el caso es que mientras Navarra y País Vasco bajan, Castilla León y La Rioja mantienen coberturas por encima del 60 por ciento, según recordó.

Una de las causas a las que achaca esta falta de cobertura es a la actitud del personal sanitario. Así, afirmó que actúan “según me toca y me viene”, esto genera que sea difícil superar el 30 por ciento de cobertura en este colectivo. Los médicos son los que mejoran, desciende hacia enfermeras y desciende en el ámbito hospitalario, primaria y en los técnicos, recordó. Además, Ortiz de Lejarazu puntualizó que “tenemos una concepción simplista de la gripe, a pesar de que va a marcar una huella definitiva, va a influir en los telómeros y a decir a las personas si van a ser más o menos frágiles”.

En cuanto a los costes de la gripe se considera que unos 10.400 millones de dólares en EEUU al año se deben a hospitalización y visitas médicas por gripe. Mientras que en Europa la gripe cuesta 56,7 millones de euros por millón de habitantes.

Amós José García, presidente de la Asociación Española de Vacunología, señaló el trípode fundamental: la Administración, que es la que está legitimada para tomar decisiones, “pero hay que pedirles que escuchen a la sociedad”. Los profesionales, canalizados a través de las sociedades científicas, que deben establecer diálogo con la Administración y, en tercer lugar, la industria, porque “si no hay industria no hay vacunas”. Con ello, “debemos fomentar un diálogo que ha estado ausente los últimos años y establecer espacios de debate” pidió, “todo ello para que el mensaje que traslademos sea común hacia los pacientes”.

Por su parte, Julio Ancochea, coordinador de la estrategia EPOC del SNS, repasó la situación de la vacunación antineumocócica en España. Uno de los datos más impactantes son las 75.932 muertes en adultos de 50 o más años. Además apuntó que sólo Castilla y León, Madrid, Galicia, Asturias y La Rioja financian la vacuna en su calendario de vacunación del adulto de los 60-65 años, aunque incidió: “que no esté financiada no quiere decir que no esté recomendada”. Además apuntó que según un estudio europeo la tasa coste efectiva AVAC se estimó en 9.187 euros en España.

Mª Carmen Magro, coordinadora del Grupo de Trabajo de Inmunología de la Sociedad Española de Farmacia Familiar y Comunitaria (Sefac), valoró positivamente que “a los farmacéuticos nos están empezando a integrar en estos temas y foros”. Para optimizar el servicio de dispensación de vacunas,” es necesario acceder a la formación adecuad”a, e incidió en la capacidad de identificar y orientar a los pacientes de riesgo.

Aurora Limia, directora del programa vacunas MSSSI
“Hace falta decisión política para que se aplique lo aprobado en el CI”
Amós J. García, presidente Asoc. EVacunología
“Fomentemos el diálogo para trasladar un mensaje común a los pacientes”
Julio Ancochea, coord. estrategia EPOC del SNS
“La vacuna no financiada no quiere decir que no esté recomendada”
Raúl Ortiz de Lejarazu, director C.N. de Gripe
“Tenemos una concepción simplista de la gripe, y va a influir”
Mª Carmen Magro, coord. GT Inmunología de Sefac
“Necesitamos formarnos para optimizar la dispensación”