La ReVHIsta recuerda 40 años de pandemia de VIH

Un nuevo número de la ReVIHsta que es un referente en todo lo relacionado con sida.

4023

David Kirby, enfermo de sida, se convirtió en un icono de la devastación de esta pandemia. La foto de 1981 que autorizó Kirby que le tomaran, ha sido material de campañas de publicidad que buscaban la sensibilización. Hoy, 40 años después, la ReVIHsta editada por Gilead hace un completo repaso por muchos de los protagonistas de la lucha contra el VIH.

Estigma social

El estigma social y los prejuicios iniciales fueron superados con la investigación y la humanización de la asistencia sanitaria. Aunque quedan retos relevantes, se ha avanzado de manera considerable.

Ahora, el sida es una enfermedad crónica que se mantiene asintomática, pero sigue siendo un problema sanitario de primer orden. Este nuevo número, y van seis, la ReVHIsta consigue de nuevo reunir a lo mejor y más representativo del activismo social, de la investigación científica y de la asistencia sanitaria al sida.

“este nuevo número de la revhista confirma que es una referencia en todo lo que tiene que ver con el sida”

Documento esencial

Reportajes, datos contratastados, opiniones de los protagonistas, entrevistas en profundidad…el nuevo número mantiene el completo abanico de opciones para informar con precisión de todo lo relacionado con el sida. Es un documento esencial para estar al dia sobre el sida no sólo en España, sino en el mundo.

La icónica foto de David Kirby agonizando fue objeto de campañas de concienciación frente al sida.

Entre sus páginas veremos cuales son ahora, a las puertas de 2022, las expectativas que tienen los pacientes de sida. Y aprendemos que, en ocasiones, es más importante preguntar por esas expectativas que asumirlas directamente desde el punto de vista clínico.

La publicación también detalla el estudio de SEISIDA sobre la percepción de la salud de los enfermos, que siempre es peor que la que valora el propio paciente. La razón es por la elevada percepción de las personas seropositivas de su estado emocional y físico. La tristeza, la ansiedad y la fatiga no son tan medidas y evaluadas por los médicos como otros parámetros. Resulta crucial “comprender las características de los regímenes antiretrovirales, la satisfacción con estos tratamientos y el bienestar” como afirma la Dra. Concha Amador, presidenta de SEISIDA.

Onusida y el triple 95

El objetivo de ONUSIDA, tras 40 años de VIH, sigue siendo acabar con esta pandemia en 2030. El objetivo que más nos aproxima a este reto es el triple 95:

  1. que el 95% de las personas con sida conozcan su estado serológico,
  2. que el 95% de las personas diagnosticadas reciban su tratamiento y
  3. que el 95% de las que reciben tratamiento tengan supresión viral.

Pero en el camino, el apoyo social, la integración y la protección social deben ser pilares fundamentales. Porque en sida las desigualdades deben abordarse a nivel mundial. En este sentido, un 39% de los niños en el mundo entre 10 y 14 años viven con VIH sin tratamiento.

COVID-19 y sida

Como en tantas otras enfermedades, y ese el gran drama que ya estamos descubriendo, la pandemia de COVID-19 ha interrumpido la asistencia sanitaria habitual de muchas enfermedades, afectando especialmente a las crónicas.

El VIH es un factor de riesgo ante la COVID-19. La carga viral detectable y la disminución de CD4 de menos de 500 células/mm3 incrementa el riesgo de sufrir una COVID-19 grave. Así lo ha confirmado un estudio realizado en España en 16 hospitales, y que confirma los hallazgos de otros estudios impulsados por la OMS.

La profilaxis pre exposición al VIH (PrEP), la tuberculosis, la hepatitis C, el tercer mundo, el riesgo cardiovascular, los contagios en Africa o la adherencia son algunos de los muchos asuntos que revisa con un formato muy visual sin perder profundidad.

Este nuevo número de la ReVIHsta sin duda confirma que se trata ya de una publicación de referencia que actualiza periódicamente todo lo que tiene ver con la pandemia de VIH desde distintas perspectivas. Como afirma el Dr. Anthony Fauci, experto en inmunología y sida, y director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos, “que la política siga a la ciencia”. Sólo así se ganan las batallas contra las enfermedades.