La comunidad de Madrid se compromete con la farmacia

2956
Premios BiC

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha querido dejar patente el reconocimiento a la labor que realizan las farmacias. Su visita a Cofares, referencia nacional y principal empresa de distribución y logística de medicamentos en España, es una visita virtual a la farmacia española.

Su visita a Cofares, principal empresa de distribución y logística de medicamentos en España, es una visita virtual a la farmacia española.

Fachada Cofares nueva imagen
Cofares es líder de la distribución farmacéutica en España y cuenta con casi un tercio del total de cuota de mercado.

Cofares ha dado protagonismo no sólo a las 2.728 farmacias de Madrid, sino a sus 11.000  farmacias a las que llega en toda España, y a las más de 22.400 que abren cada día en este confinamiento. A todas y cada una de ellas es la primera vez que una autoridad máxima de una CC.AA. les agradece y reconoce su labor.

La distribución ha reforzado su compromiso, no sólo con la garantía de los dos repartos al día, sino incrementando un 36% la distribución a los hospitales durante la crisis de la Covid-19.

Hace bien Eduardo Pastor en explicarle a la presidenta de Madrid que las farmacias cuentan con una distribución con un equipo humano “donde cada uno ha dado lo mejor de sí mismo”. Las mujeres y hombres de la distribución en general, y de Cofares en particular, tienen ahora un reconocimiento al más alto nivel: el primero en esta crisis.

Con 1500 rutas, reforzadas con 75 adicionales sólo en Cofares, la distribución farmacéutica en general ha ido a más con valentía. Y que la presidenta de una Comunidad lo reconozca es un motivo de orgullo que no puede pasar desapercibido.

Eduardo Pastor e Isabel Díaz Ayuso
La presidenta de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, con el presidente de Cofares, Eduardo Pastor.

Una nueva realidad necesitará una nueva regulación

La Covid-19 pasará, tarde o temprano, pero permanecerá el papel que la farmacia tuvo en Madrid para todo el Gobierno autonómico. Además, la Comunidad deberá legislar sobre el papel de la farmacia y adaptarse a las necesidades. Ya lo intentó en el pasado y se frustró por contar sólo con el apoyo del PP. Es posible que al retomarlo muchas cosas sean ahora más fácilmente comprensibles por parte de los grupos de la Asamblea que tumbaron el proyecto de Ley de Farmacia en Madrid.

Y para hacerlo, aún teniendo a un gran conocedor de la farmacia como el consejero de sanidad, Enrique Ruiz Escudero, siempre es bueno que la presidenta Díaz Ayuso conozca el papel de la farmacia y lo diga con estas palabras: “Habéis tenido la sensibilidad para facilitar a los pacientes los medicamentos necesarios”.

Es un reconocimiento implícito a que la farmacia en Madrid es considerada personal de riesgo, además de una actividad esencial, algo que el tiempo ha demostrado tristemente con los fallecidos.