C.M.L. | martes, 14 de marzo de 2017 h |

Trabajar para que Barcelona se convierta en la sede de la EMA es la idea principal del debate que ha tenido lugar en la Cámara Alta. Los senadores han coincidido en las capacidades de la Ciudad Condal para albergar la Agencia Europea del Medicamento. Una oportunidad para Cataluña y para España. Sin embargo, aunque el Congreso aprobó una PNL para impulsar la candidatura casi por unanimidad, la moción de la Cámara Alta no ha tenido tanto consenso al menos en el discurso.

El Grupo Socialista, que tiene pendiente debatir otra moción para acoger la EMA en territorio nacional, han resaltado también las capacidades de Barcelona, sin embargo, creen que la gestión del Gobierno para impulsar la candidatura de Barcelona no ha sido para nada transparente, y se ha gestionado de forma bilateral. A juicio del PSOE, esta falta de transparencia niega la oportunidad a otras ciudades que también pueden ser candidatas como Málaga o Alicante. Este ha sido el motivo que ha llevado a tres senadores socialistas de Andalucía ha ausentarse durante la votación. Como ha explicado José Martínez Olmos, portavoz del PSOE, hay otras comunidades autónomas que también tienen posibilidades, por tanto, se debería impulsar primero la candidatura española para después consensuar entre todos la comunidad mas idónea. Podemos, al igual que en el Congreso se ha abstenido.