El Máster en Peritaje Médico de la Fundación Uniteco Profesional y la Universidad de Alcalá ha puesto en contacto a sus alumnos con directivos de varias compañías aseguradoras, futuro de la realidad laboral del peritaje médico
| 2016-09-16T15:00:00+02:00 h |

El Máster en Peritaje Médico de la Fundación Uniteco Profesional y la Universidad de Alcalá ha celebrado una jornada de networking entre sus alumnos con directivos de varias compañías aseguradoras. El objetivo de esta jornada ha sido poner en contacto a los futuros peritos médicos con la realidad laboral del peritaje médico en las compañías aseguradoras.

Conrado Núñez, codirector y coordinador de este máster, ha destacado en su intervención que los alumnos del máster “aúnan una amplia experiencia en la praxis de los actos médicos con los conocimientos necesarios en la valoración del daño corporal”. A esta jornada han acudido directivos de compañías como W.R. Berkley, Mapfre, Generali, DAS o Seguros Bilbao. Todos ellos han podido departir con los futuros peritos médicos acerca de la realidad laboral y el trabajo desarrollado por las aseguradoras.

Los alumnos del este máster son médicos de diferentes disciplinas como ginecología, pediatría, medicina forense, anestesiología o urología, entre otras que terminarán sus estudios el próximo mes de diciembre.

El peritaje médico es una profesión altamente demandada en las compañías de seguros sobre todo en autos y responsabilidad civil, fundamentalmente por la necesidad de una evaluación certera del daño corporal que se haya provocado. En responsabilidad civil profesional está disciplina va más allá al tener que trabajar también en la valoración de los protocolos médicos seguidos y las técnicas utilizadas.

Precisamente este es uno de los motivos por los que nació el Máster en Peritaje Médico que la Fundación Uniteco Profesional ha desarrollado conjuntamente con la Universidad de Alcalá. La experiencia de esta fundación ha constatado la necesidad de que los peritos médicos que evalúan casos de responsabilidad civil profesional sanitaria deben tener una amplia formación jurídica, así como una experiencia constatable en su propia especialidad médica. “Los jueces suelen tomar más en cuenta el dictamen de un perito que es además especialista en la materia que se enjuicia ya que el peritaje no es una materia puramente técnica y responde a la lógica de que, por ejemplo, un oftalmólogo examine casos de su especialidad y no de traumatología” ha asegurado Núñez.

El Máster en Peritaje Médico entra ahora en una fase más práctica, donde sus alumnos van a poder desarrollar los conocimientos adquiridos en los seis primeros meses del máster. Israel Torres, coordinador y abogado de la firma especializada en defensa médica DS Legal Group, ha afirmado que “la formación práctica es casi tan importante como la teórica y queremos que nuestros alumnos desarrollen las habilidades necesarias no solo en la elaboración de un informe pericial sino en la defensa de sus contenidos ya que muchas veces lo tendrán que ratificar en sede judicial”. En este sentido las sesiones prácticas que van a comenzar prepararán a los alumnos para que desarrollen con solvencia y garantías su futuro trabajo.