Premios BiC

Una vez superada la etapa crítica de la pandemia y normalizado el abastecimiento de productos sanitarios de protección, Fenin, Grupo Oesía e Iberia han decidido dejar en suspenso las acciones del Corredor Aéreo Sanitario, sobre la idea de que ha quedado cumplido su propósito conjunto de responsabilidad social corporativa (RSC) frente a la COVID-19. No obstante, las tres entidades mantienen activa su alianza y la infraestructura operativa por si, desgraciadamente, se produjera un rebrote y fuera necesario reemprender su iniciativa.

Público y privado

Fenin, Grupo Oesía e Iberia pusieron en marcha el Corredor Aéreo Sanitario el pasado 29 de marzo para sumar sus fuerzas a las del resto de iniciativas público y privadas que, en conjunto, han contribuido a dotar a España de material sanitario para hospitales, cuerpos de seguridad, colectivos esenciales y la ciudadanía.

Desde el inicio de sus acciones conjuntas han insistido en que dejarían en suspenso el Corredor Aéreo Sanitario cuando se constatase una aminoración de la crisis y el suministro sanitario estuviera normalizado, lo cual ha ocurrido. En este contexto, en el que los operadores habituales pueden cubrir las necesidades existentes, deja de tener sentido una iniciativa de carácter extraordinario y basada en la responsabilidad social, tal y como ponen de manifiesto en un comunicado.

En estos dos meses y medio de actividad, su balance está repleto de grandes cifras. La primera de ellas, los 122,74 millones de equipos sanitarios facilitados a España. Entre todo el material, destacan mascarillas de diferente tipología y componentes esenciales para la fabricación y mantenimiento en España de respiradores.

Fenin, Grupo Oesía e Iberia han importado componentes para fabricar respiradores, entre otros

Además, se han movilizado un total de 789 toneladas transportadas desde distintos centros cualificados de producción en China hasta hospitales, entidades y empresas de toda España; 6.300 metros cúbicos gestionados (el equivalente aproximadamente a tres piscinas olímpicas) y 36 vuelos entre los aeropuertos de Shanghái y Madrid, junto con las correspondientes operaciones logísticas en China y España.

El trabajo ha sido realizado por más de 50 voluntarios de Fenin, Grupo Oesía e Iberia, además de las tripulaciones.

También te puede interesar…