Premios BiC

Medio siglo de vida —celebrado el pasado 2019— apostando por la salud. Cinco plantas repartidas por la geografía nacional, en las que se fabrican en su conjunto más de 100 millones de tratamientos cada año. Una inversión de 165 millones de euros en infraestructuras en la última década y la previsión de hacer lo propio con otros 200 millones de euros más a lo largo del próximo lustro. Más de 120.000 m2 de superficie total en instalaciones. Cerca de 2.000 empleados… Y todo ello, con los máximos estándares de calidad y tecnología puntera en todos los procesos productivos.

Esos son los datos grosso modo que, a juicio del jurado, han hecho al Grupo Cinfa merecedora del Premio Producción y Fabricación de la 19ª edición de los Premios Fundamed & Wecare-u. Unas cifras que pueden resumirse en algo simple, pero no baladí: “asegurar y normalizar algo tan cotidiano como es la accesibilidad de los pacientes a sus tratamientos”, como recordó su presidente, Enrique Ordieres, en el discurso de agradecimiento por el galardón.

Una “normalidad” en el acceso a los tratamientos por parte de la población que, redoblando “esfuerzos e ilusión” por el personal de la compañía, “también se ha conseguido asegurar en los momentos más graves de la pandemia de la COVID-19, quiso recordar Ordieres.

Precisamente, para el representante de Cinfa, esta pandemia ha permitido demostrar la importancia que supone contar con una industria farmacéutica “con una estructura fuerte en España” de cara a esa normalidad, sin individualismos. “Es importante reseñar el valor de la industria nacional y las compañías que producimos en España para salir de la posterior crisis económica en la que ya estamos sumergidos. La apuesta por la industria de calidad, el valor, los puestos de trabajo, las inversiones, etc., ayudará a ello”, expuso.

Areta y Olloki, epicentro productivo

De la producción que Cinfa tiene repartida por todo el país en sus cinco plantas, el epicentro se localiza en Navarra, donde se ubican las plantas de Areta y Olloki.

La primera ocupa una superficie de 17.000 m2 y en ella se lleva a cabo la producción industrial de productos intermedios (cápsulas y comprimidos) y el proceso completo de líquidos y sobres. En total, más del 90 por ciento de la producción industrial de Cinfa.

La segunda planta (Olloki) se levanta sobre un terreno de más de 60.000 m2 y está integrada, entre otras áreas por un laboratorio dotado de tecnología puntera y una nave de producción de medicamentos genéricos de alta especialización. Son fármacos indicados, principalmente, para las áreas de Oncología y Trasplantes (inmunosupresores).

Además, Grupo Cinfa cuenta con otras tres plantas en España: la de Cyndea Pharma, en Soria, la de Orliman, en Valencia, y el centro de I+D del Grupo, Cinfa Innova, en Madrid. Un total de 120.000 m2 con máximos estándares de calidad.

Objetivo 2024: duplicar la capacidad

Lejos de quedarse ahí, Cinfa anunció a finales de 2019 un nuevo proyecto de ampliación de sus instalaciones con una nueva nave de producción en Navarra, que permitirá incrementar la capacidad de producción de medicamentos del Grupo para atender las nuevas demandas del mercado.

Con una extensión de 2.700 m2, la nueva nave estará destinada a la elaboración y envasado de medicamentos y permitirá aumentar en un 30 por ciento la capacidad de producción de la compañía en cinco años: de los 100 millones de tratamientos fabricados en 2019, pasará a 130 millones en 2024. A su máximo rendimiento, y si la evolución del mercado lo requiere, las nuevas instalaciones permitirían a Cinfa duplicar, incluso, su actual capacidad de producción, hasta los 200 millones de medicamentos anuales.

“Vamos a seguir invirtiendo. Tenemos más de 200 millones de euros de previsión para los próximos cuatro años y nuestra apuesta es por España y por un sector de valor como es el farmacéutico”, confirma Ordieres.