Premios BiC

Como compañía, Brystol-Myers Squibb (BMS) se ha esforzado, desde su llegada en 1999 a España, por hacer gala de un espíritu de “foco en los pacientes”. Algo consustancial y en consecuencia compartido con la campaña que la ha hecho merecedora del título del Premio Campaña Socio-Sanitaria de la 19ª edición de los Premios Fundamed & Wecare-u. Junto a la colaboración de ALCER y SOGUG, ha sido la encargada de dar vida a “Testigos del tiempo”, nacida para dar visibilidad al cáncer renal.

Así lo reseñó Menchu Lavid, directora de Public Affairs, Communication and Patients para España y Portugal de BMS. “El objetivo era concienciar a la sociedad sobre una enfermedad que es una gran desconocida”, señaló. No en vano, se detectan más de 6.000 nuevos casos al año en nuestro país.

Queríamos precisamente darle tiempo al cáncer renal, a las personas que conociesen realmente qué supone”

Su labor a este respecto ha sido poner sus esfuerzos en favor del diagnóstico precoz de la enfermedad. Una contribución en su beneficio que ha servido de objetivo, según ha reflejado Lavid. “Queríamos precisamente darle tiempo al cáncer renal, a las personas que conociesen realmente qué supone”. En este sentido, hizo hincapié en que “el tiempo que le dedicamos a la investigación, es el tiempo que le robamos al cáncer”.

“Lo más importante era cómo ha participado la sociedad: ellos dejaban sus mensajes para los pacientes. Luego nosotros apoyamos este punto de vista emocional a ALCER también con recursos económicos, que de alguna manera equiparaban todos los esfuerzos que las personas habían puesto”, subrayó Lavid.

Cercanía y humanización

La campaña fue lanzada en noviembre del 2018 y ha estado activa durante todo el 2019, año en el que la campaña de sensibilización se extendió por múltiples localidades distribuidas por la geografía española. Para desarrollar esta tarea, BMS ha querido materializar la cercanía una campaña “muy humana”.

Todo de la mano de rostros conocidos relacionados con el mismo tiempo, como Roberto Brasero, Aura Garrido o Mario Picazo, que han hecho las veces de conductores de su importante mensaje.