El Global Madrid | viernes, 01 de febrero de 2019 h |

En un contexto en el que se tiende cada vez más hacia un modelo sanitario centrado en el paciente, la simplificación y la mejora de la comunicación se transforman en puntos clave dentro de las estrategias de farmacovigilancia.

Esta idea fue una de las protagonistas de la duodécima edición del encuentro Medicines for Europe Pharmacovigilance Conference que se celebró en Londres, y en el que se reunieron autoridades nacionales, responsables de regulación, líderes de la industria y otros expertos para abordar el impacto de la farmacovigilancia en la seguridad de los pacientes.

Las nuevas tecnologías adquieren un papel muy importante a la hora de mejorar la recogida de datos, lo que también ayudaría a la EMA a intensificar sus labores de farmacovigilancia. Por ello, los expertos que participaron en el evento resaltaron la necesidad de reforzar el diálogo entre la Agencia Europea del Medicamento y la industria para racionalizar el funcionamiento del sistema.

Adrian van den Hoven, director general de Medicines for Europe, declaró: “Felicitamos a la comunidad reguladora por la colaboración con el fin de lograr resultados para los pacientes.” A esto, añadió: “Necesitamos acelerar el uso de datos estructurados para racionalizar y enfocar los sistemas de farmacovigilancia a las necesidades actuales; los pacientes y los profesionales de la salud son bienvenidos a colaborar en este proceso “.