Premios BiC

El New England Journal of Medicine (NEJM) ha publicando un estudio que revela que la vacuna de Moderna (ARNm.1273) genera una ‘respuesta inmunológica robusta’ en un estudio en primates. Asimismo, los datos revelan que esta vacuna ofrece protección contra la infección por SARS-CoV-2 en las vías respiratorias superiores e inferiores en primates no humanos.

El estudio del NEJM ha evaluado la inmunogenicidad y la eficacia protectora después de un programa de vacunación de dos dosis de 10 o 100 ug de dosis de ARNm-1273 o de un control administrado con cuatro semanas de diferencia. Cuatro semanas después de la administración de la segunda dosis, se observo una respuesta inmune consistente; esta corresponde con los datos del estudio en Fase 1 que se ha llevado a cabo con esta vacuna. Además, la vacunación produjo un aumento significativo de la respuesta inmune de las células T, en concreto de las células T CD4 Th1.

Control de la replicación viral

Al administrar las dos dosis de esta vacuna, se otorga a los pacientes protección contra la inflamación pulmonar derivada de la respuesta contra el SARS-CoV-2. Esta protección se ha observado tanto en la dosis de 10 ug como en la de 100 ug. Ambos grupos demostraron también que la vacuna ofrece protección contra la replicación viral en los pulmones; además, la de 1000 ug también mostró protección contra la replicación viral en la nariz de los animales.

Cabe destacar que ninguno de los ocho animales del grupo de 100 ug mostró una replicación viral detectable en la nariz; por el contrario, seis de los ocho del grupo de placebo mostraron esta replicación en el día 2.

En palabras de Stephen Hoge, presidente de Moderna, este estudio “muestra que el mRNA-1273 protegió contra una alta dosis de infección por SARS-CoV-2 en primates no humanos; también previno la enfermedad pulmonar en todos los animales, apoyando aún más el avance clínico del mRNA-1273″. Así, considera que “esta es la primera demostración de control de la replicación viral en dos días tanto en nariz como en pulmones en primates no humanos por una vacuna contra el COVID-19”.

Comparando la similitud entre la respuesta inmunológica protectora generada por mRNA-1273 observada en este estudio y los datos clínicos de fase 1, desde Moderna se muestran “cautelosamente optimistas”. Señalan que, si estos resultados se consolidan, la vacuna que están desarrollando será capaz de prevenir la COVID-19 y frenar la propagación del SARS-CoV-2.


También te puede interesar…