Marta Riesgo Madrid | viernes, 09 de septiembre de 2016 h |

La Asociación Española de Biosimilares (Biosim) trabaja ya en un proyecto concreto para presentar sus peticiones regulatorias al futuro gobierno. Así lo aseguró el hasta ahora director general de la patronal, Ángel Luis Rodríguez de la Cuerda, que deja su cargo en la asociación en manos de Regina Múzquiz. “El parón político de los últimos meses nos ha permitido poder trabajar en un proyecto claro para presentar al futuro gobierno”, explicó De la Cuerda, Este documento, dijo, incluye medidas que estimularían al biosimilar, aunque no quiso aclarar si estas estarían más acordes con el modelo alemán, que establece una cuota mínima de participación en el mercado, o el italiano, que señala que todo nuevo tratamiento que se inicie debe ser con biosimilares.

Lo que sí que aclaró el hasta ahora director general de la patronal de biosimilares es que este proyecto tendrá como principal objetivo el de obtener “criterios de precio y financiación propios para este tipo de medicamentos”. Unos criterios que, en definitiva, generen un contexto en el que se pueda estimular la inversión para la producción de nuevos biosimilares que puedan aportar una mayor sostenibilidad al Sistema Nacional de Salud (SNS).

Por su parte, el presidente de la patronal, Joaquín Rodrigo, especificó la necesidad de que se establezca un periodo de diferencia de precio entre el biosimilar y el biológico de referencia, con el objetivo de que el primero pueda obtener cuota de mercado y, así, consiga tener oportunidades para acceder al mercado. No obstante, Rodrigo quiso dejar claro que biológicos originales y biosimilares no deben ser competencia, sino complementarios. Se trata, apuntó, de ayudar a mejorar el acceso a los tratamientos y de potenciar las inversiones.

En cuanto a los descuentos que pueden llegar a alcanzar los biosimilares respecto a sus fármacos de referencia, Rodrigo aseguró que no hay un margen fijo aunque avisó del peligro a que se pueda realizar una depreciación muy rápida de los precios y que esto, señaló, pueda afectar a las inversiones en el sector por la falta de rentabilidad que podría derivarse de estas depreciaciones.

Nueva directora general

La patronal aprovechó además el encuentro con los medios para anunciar el nombramiento de Regina Múzquiz como nueva directora general de la patronal. Este relevo se valora desde la patronal biofarmacéutica como “estratégico” y se engloba en la intención de “dar continuidad al proyecto”.

Regina Múzquiz es licenciada en Farmacia por la Universidad Complutense de Madrid y ha sido con anterioridad directora de Relaciones Institucionales en PharmaMar y Sanofi Aventis. También ha desempeñado cargos en la administración como directora de Relaciones Institucionales y Alta Inspección y subdirectora general de la Secretaria del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud.

Múzquiz ha agradecido la oportunidad ofrecida por Biosim y ha destacado la labor realizada por De la Cuerda desde la creación de la asociación. En este sentido, ha agradecido “la generosidad” mostrada por el hasta ahora director general y la “elegancia y profesionalidad” con la que ha cedido el testigo.

El presidente de Biosim explicó que la labor de Rodríguez de la Cuerda al frente de Biosim desde la formación de la asociación en noviembre de 2015 era provisional con motivo de la fundación y puesta en marcha. De este modo, a partir de ahora se centrará en su labor al frente de la patronal de genéricos Aeseg.

Actualmente son 15 las compañías que confoman Biosim: Accord Biopharmaceuticals, Boehringer Inhelgeim, Cinfa Biotech, Gedeon Richter, Kern Pharma, Lilly, mAbxience, Merck, Mylan, Novartis, Rovi, Sandoz, Sanofi, Stada y Teva. En este sentido, Rodrigo anunció la posibilidad de nuevas incorporaciones de asociados próximamente.