| viernes, 18 de diciembre de 2009 h |

Esperenza Aguirre

Semana de reconocimientos sanitarios en la Comunidad de Madrid. La Real Casa de Correos, sede de la Presidencia regional, fue el escenario donde se premió el trabajo con las organizaciones de pacientes en la instauración de mecanismos de participación. Federico Plaza, patrono de Fundamed, recogió la Placa de Plata de la Sanidad Madrileña de manos de la presidenta autonómica, Esperanza Aguirre, que tres días más tarde, en San Agustín de Guadalix (sede de la planta que acaba de ampliar MSD), calificaba a la industria farmacéutica como un sector “estratégico” para el desarrollo económico. Dos buenas noticias que hacen olvidar un poco el amago de su consejero de Sanidad, Juan José Güemes, con su Sistema de Precios de Referencia por equivalentes terapéuticos.