i. F. / I. G. Madrid El papel sanitario de la distribución de medicamentos hace que estos agentes de la cadena del medicamento se consideren un pilar dentro de un modelo que es básico para garantizar el Estado del Bienestar. Por ese motivo, desde el sector se inciden en la necesidad de que la Administración tenga en cuenta esta circunstancia, sobre todo a la hora de tomar decisiones como bajar el precio de los medicamentos. Así, a este respecto, el presidente de Nafarco, Juan Miguel Díaz, indica que con este tipo de medidas “desde luego no se cuida a ningún sector”. Por ello, afirma que “la farmacia en general ya no da mucho más de sí”, por lo que si se quiere mantener un sector “que hasta ahora funciona muy bien por esa vía de las bajadas de precio no vamos ni deberíamos seguir”. Sobre ello, Sofía Fuentes del Río, presidenta de Cecofar, dice que “se abusa de los recortes al sector farmacéutico para resolver los problemas que son de todo el sistema sanitario, sin embargo, debe tener en cuenta que si la distribución se replantea el servicio que presta, el primer perjudicado será el ciudadano, que verá recortado el excelente servicio que hoy disfruta”. De este modo, como comenta Juan Crespo, presidente de Gicofa, “hay que cuidar la distribución por nuestra vocación y capacidad para llegar a cualquier farmacia por lejos que se encuentre y con cualquier medicamento, por inusual que sea”. | viernes, 21 de octubre de 2011 h |