Isis Daniela Sarmiento Madrid | viernes, 22 de noviembre de 2013 h |

La Alianza Europea de Salud Pública (Epha), ha manifestado su preocupación ante la crisis económica que atraviesa Grecia, que está causando la escasez de algunos medicamentos y que afecta directamente a los ciudadanos.

Leonardo Palumbo, Coordinador de Políticas de Asuntos Europeos de la Epha, reseña que “Grecia está luchando con las facturas pendientes de pago para la importación de medicinas, lo que está causando la escasez de algunos medicamentos esenciales. Las autoridades griegas han prohibido la exportación paralela de medicamentos, mientras amenaza con multar a las compañías farmacéuticas que no ofrecen sus productos. Además, los defensores de la salud han propuesto que al gobierno griego revocar la protección de patentes en medicamentos costosos e importarlos a los productores genéricos de bajo costo, para reducir la carga sobre el sistema médico del país “.

Desde el comienzo de la crisis económica, Grecia ha visto un aumento en la demanda en sus hospitales públicos de 30 por ciento, mientras que el gasto se ha reducido 20 por ciento. Los farmacéuticos se enfrentan a una reducción en la oferta de medicinas por parte de las compañías farmacéuticas. Inclusive en algunos hospitales los pacientes deben comprar sus propios suministros como; bolsas de sangre y yeso.

Ante la preocupación que está generando este tema, se está organizando para el 13 de diciembre, la conferencia “Acceso a medicamentos, crisis en Grecia: La sociedad exige soluciones justas” en la oficina del Parlamento Europeo en Atenas. Dicho evento es organizado por el TransAtlantic Consumer Dialogue ( Tacd ) con el apoyo del eurodiputado Nikos Chrysogelos, Médicos del Mundo Grecia, Médicos Sin Fronteras , Prakis, Dedidika – Intergroup Comité para la Defensa de los Derechos de Pacientes de Cáncer en Grecia, y la Epha.