Santiago de Quiroga | jueves, 11 de octubre de 2012 h |

Los datos disponibles a nivel interno de las diferentes compañías no ofrecen dudas: la industria farmacéutica innovadora se encuentra en un decrecimiento exacerbado de sus ventas. La única buena noticia es que las compañías de genéricos están consiguiendo crecer, aunque con la espiral de precios a la baja y sin freno sus márgenes se deterioran. La importante industria de genéricos en España necesita de la innovación, de nuevas moléculas lanzadas por las compañías que investigan, pero los escasos lanzamientos europeos no llegan, en muchos casos, a España. Lo advertimos la semana pasada: de 30 nuevas moléculas e indicaciones aprobadas por la EMA desde junio de 2010, tan solo 11 han llegado a España.

Entre un dígito y dos dígitos, incluso reducciones de un cuarto del negocio total, son las cifras que barajan las compañías de la lista de las 20 de mayor facturación. Alguna de ellas se sitúa entre las que mayores inversiones industriales y de investigación realizan en España. ¿Qué pensarán los presidentes europeos respecto a invertir en España? Si alguna de ellas quiere apostar por el autocuidado ¿qué puede hacer si, tras desfinanciar sus medicamentos, no les aprueban el estatus “sin receta” sometido a las reglas del mercado, como en cualquier país de Europa? No es posible que se hayan cambiado algunas cosas, para que todo siga igual.

@SANTIDEQUIROGA en twitter