J. Ruiz-Tagle Madrid | viernes, 19 de abril de 2013 h |

Invertir hoy para ahorrar mañana. Bajo este dogma la Asociación Española de Bioempresas (Asebio) ha abogado por la Compra Pública Innovadora (CPI) para construir un Sistema Nacional de Salud que sea sostenible en un futuro a medio y largo plazo. Con este panorama, Asebio, junto con la compañía Merck, presentó el Proyecto Summa, que representa el primer mapa de oportunidades para el desarrollo de la medicina personalizada en el SNS.

Regina Revilla, presidenta de Asebio, aseguró que “la CPI tiene una gran importancia para el desarrollo de un país y, sin embargo, en España apenas estamos empezando”. En este sentido, Revilla defendió que “resultan fundamentales impulsar políticas para movilizar recursos en un mercado donde existe demanda pública y oferta privada que convergen en dotar al país de nuevas tecnologías”.

Uno de los apartados que presenta Summa es el análisis de los biomarcadores en oncología para realizar un cribado que resulte más eficiente para el sistema y los pacientes. “La investigación básica que existe en España en este campo es lo suficientemente importante para futuros tratamientos por lo que se debe atender para ser más eficaces”, resumió Rogelio Ambrosi, director general de Merck.

Por otro lado, Jorge Barrero, adjunto a la presidencia de Asebio, explicó que existen fondos económicos para que las administraciones se conciencien de la importancia de incorporar nueva tecnología. “Europa y los Feder están para utilizarlos”, dijo.