El Global San Sebastián | martes, 17 de enero de 2017 h |

Un total de 119 farmacias guipuzcoanas, 28 de ellas de San Sebastián y 91 de otros municipios provinciales, participan desde este 17 de enero en un programa impulsado por el Colegio Oficial de Farmacéuticos de Gipuzkoa (COFG) para la detección de ciudadanos en riesgo de padecer diabetes mellitus tipo 2 (DM2). El programa, que se desarrollará durante seis meses, inicia su andadura tras una fase piloto en la que participaron tres farmacias con óptimos resultados. Distribuidora Farmacéutica de Gipuzkoa (DFG) y Acofarma colaboran con el programa, que cuenta asimismo con el respaldo de AGEOFAR, Profarm y la Asociación Guipuzcoana de Diabéticos. Las farmacias participantes se identificarán con un cartel en un lugar visible de su entrada y la participación en el programa no tendrá coste alguno para el usuario.

Según ha explicado el presidente del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Gipuzkoa (COFG), Ángel Garay, “con la puesta en marcha del programa pretendemos aportar nuestro granito de arena en la lucha contra esta pandemia del siglo XXI como es la DM2, impulsando la intervención del farmacéutico en la prevención de la enfermedad”. En la actualidad, la diabetes mellitus tipo 2 es la tercera enfermedad crónica más prevalente afectando al 7,8% de la población. Asimismo, “un 6 por ciento de la población desconoce que padece la enfermedad y cerca de un 14,8 por ciento de los ciudadanos estaría en riesgo de desarrollar DM2; sin olvidarnos de que esta patología representa el 8,2 por ciento del gasto sanitario estatal, con un coste aproximado de 1.770€ paciente/año”, ha detallado Garay. El Presidente del COFG ha estado acompañado en la presentación del programa por el Director General de Acofarma, Francesc Balletbó; el presidente de DFG, Francisco de Asís Echeveste; y la presidenta de la Asociación Guipuzcoana de Diabéticos, Juncal Telleria.

Las farmacias guipuzcoanas que participan en este programa realizarán el test de Findrisk a personas que acudan a la farmacia comunitaria mayores de 40 años con diagnóstico previo de DM2, así como aquellas entre 25 y 39 años con factores de riesgo asociados como antecedentes familiares de DM2, sobrepeso, dieta no saludable, inactividad física o presión arterial alta. De forma posterior a la realización de este test, a tenor de los resultados, el farmacéutico intervendrá con recomendaciones de hábitos y estilos de vida saludables o bien, si el test arroja un riesgo elevado, el usuario será citado para una medición de glucemia basal y/o posible derivación al médico.