La Sociedad Española de Farmacéuticos de Atención Primaria, SEFAP, y la Asociación Española de Medicamentos Biosimilares, BioSim, continúan su colaboración con el compromiso de promover la formación rigurosa y accesible a los farmacéuticos de Atención Primaria (FAP). Ambas entidades persisten en su labor formativa tras el éxito de la primera edición de 2022. Por ello, han lanzado la II edición de los seminarios web: “Biosimilares en Atención Primaria”.

Joaquín Rodrigo, presidente de BioSim, considera que estas iniciativas son claves para poner a disposición de los FAP los recursos necesarios para mejorar sus conocimientos sobre los medicamentos biosimilares. “Estos profesionales sanitarios”, añade Rodrigo, “tienen un papel fundamental en el uso eficiente de los medicamentos biológicos biosimilares por dos vías, en primer lugar, proporcionando formación e información a los profesionales sanitarios y, además, disminuyendo la posible incertidumbre en los pacientes. Creemos que continuar esta colaboración con SEFAP es una garantía de éxito para alcanzar esta meta”.

Por su parte, José Manuel Paredero, presidente de SEFAP, considera que los medicamentos biosimilares disponibles en Atención Primaria van a aumentar en número de opciones disponibles paulatinamente. “Estos medicamentos suponen una alternativa que va más allá de una biosimilitud de principios activos, dado que aportan nuevos dispositivos y opciones de tratamiento a tener en cuenta. Estamos muy contentos de la gran acogida que tiene entre nuestros socios esta actividad de formación, lo que demuestra el gran interés que suscita”.

Incremento exponencial

Los biosimilares en Atención Primaria se han visto incrementados de manera significativa en los últimos 7 años. Teniendo en cuenta los últimos datos disponibles, los biosimilares han pasado de una penetración respecto al principio activo del 3 % en 2016 hasta un 24 % en el primer trimestre de 2023. En palabras de la directora de BioSim, Encarna Cruz, “aunque estas cifras son alentadoras, se observa margen de mejora. Los biosimilares han supuesto y siguen suponiendo una gran herramienta de contención del gasto farmacéutico y permiten mejorar el acceso de los pacientes a terapias biológicas de alto coste. Es una oportunidad para los profesionales sanitarios, las administraciones públicas, y sobre todo para los pacientes”. Cruz concluye “las actividades formativas como la que estamos realizando con SEFAP ayudan a aumentar el uso de biosimilares de manera paulatina, consciente y ordenada, con todos los profesionales sanitarios comprometidos y seguros con su utilización”.


También te podría interesar…